Seguidores

miércoles, 18 de noviembre de 2009

2012: He visto el Apocalisis y he sobrevivido para contarlo


Ayer noche, tenía yo mis planes hechos al llegar a casa: Cena, cafe en mi taza de Bleach, Smallville (me acabo de enterar que habrá 10ª temporada, CANSINOS!), Flashforward (espero que empiece a animarse por que me esta resultando de una monotona...) y doble sesión de orgasm... digo de Perdidos.

Pero como los planes nunca salen bien de que me di cuenta estaba de camino al cine para ver la última obra del destructor de la tierra, Roland Emmerich. En principio no tenía intención de ir a verla, la verdad es que cuando no paran de bombardearte con que en el 2012 el mundo se va a la mierda y te sale el trailer este con tsunamis de proporciones absurdas y monstruosas y terremotos que se tragan ciudades enteras pues a mi me acojonan un poquito. Vamos ya me acojone con lo del cambio climatico y "El día de mañana" pues no queria volver a pasar por el mismo mal rollo.

Como no contaba yo con que me abduccieran al final tube que tragarmela con un bote de palomitas y para no liarme más solo puedo decir que... vaya decepción.

No me malinterpreteis, la peli es JODIDAMENTE EXPECTACULAR. Jamás he visto una destrucción tan bien hecha, si es que la gente se quedaba con la boca abierta y flipando. Fijo que se lleva un Oscar (o dos) a mejores efectos especiales. Pero aparte de eso y de conseguir agobiarte por la supervivencia de los protagonistas la peli no tiene mucho más. Cliches. He visto cliches por todas partes. Lo de la familia desestructurada con padre gilipollas y madre que encuentra a marido mejor ha sido tan cliche que practicamente sabía lo que iva a pasar con esta parte de la historia a cada paso. Y además, solo se ve la destrucción por donde pasan los protagonistas y en el vaticano. Al resto del mundo que len.

Lo peor es que amenazan con hacer una serie secuela de esta peli titulada 2013 (cambiarían el titulo a cada año?).

Por todos estos comentarios podriais pensar que la peli es mala y no, no lo es, pero es que creo que la peli podía haber dado mucho más de si, pero bueno, es mi opinión. Me quedo con ese stunami monstruoso, ese volcan titanico y ese terremoto que me dejó acojonao perdio.

3 comentarios:

Conner Kent dijo...

LA PELI ES MALA, MALA CON AVARICIA, MALA DE COJONES. Pero como bien dices, no confundamos las cosas, los efectos especiales (siempre y cuando no hay pantallazo azul, que cantan mucho) están hechos que te cagas... ahora bien, ES MALA!!!! ¿Porqué? ¡¡PORQUE NO HAY DRAMATISMO!! Lo que no puede ser es que tu veas desde un avión (dos veces) como todo se va a tomar por saco y... ¡¡hagas un chiste o pongas cara de gilipollas!! Si no llega a ser por la niña que llora en el avión hubiera sido todo un chiste... ¬¬ Le falta el dramatismo del fin del mundo, que sale muuuuy poquitas veces y cuando por fin llega no te lo crees ¿porqué? PORQUE TODO LO ANTERIOR EN LA PELI HA SIDO UN CHISTE

Así que sí, ES MALA, pero sólo por ver como cae un edificio con la gente y los muebles dentro, ya vale la pena ir a verla, pero nada más.

Yota dijo...

Jooooo, yo quiera verla, pero como no pude ir el finde del estreno, todo el mundo la ha visto ya sin mi.

Mythos dijo...

Aunque seguramente tanta destrucción será aséptica. Es decir. Siempre que se ven estas grandes escenas de destrucción parece que sean simples maquetas porque nunca se ve a nadie morir. Eso me gusto de Knocking de Nicolas Cage. La película es mala pero las escenas de destrucción eran sucias y contundentes.